Sans-serif

Aa

Serif

Aa

Font size

+ -

Line height

+ -
Light
Dark
Sepia

Super Flumina: Los ríos y sus cauces como la vida misma

Super Flumina es una banda nacional que apuesta por el art-rock como estandarte, Ephraim Flores en la batería, Cuauhtli Maurice al bajo, Pablo Nonino en voz y piano y Alejandro Valdespino en la guitarra se decantan por la alineación tradicional del rock y se adentran en un mundo onírico y shoegaze para llevarnos a otras realidades.

La banda mexicana Super Flumina.
Foto: Super Flumina.

El que va a Baucis no consigue verla y ha llegado.

En pleno 2020 cuando parece que la fórmula más común en la música es el género urbano o que está dominada por el reguetón, Super Flumina hace música con el rock como raíz, con influencias muy variadas que van desde el jazz, la música clásica y  el folk. Su más reciente sencillo “Baucis”, parece estar compuesto para la realidad que vivimos, una ciudad que no se ve igual para todos, con distintas realidades.

En Particular MX, platicamos con los integrantes de la banda sobre este segundo sencillo “Baucis”, que pertenece a un próximo disco: “El futuro no es nuestro”.

—“Baucis” parece estar escrita justo para lo que estamos viviendo, una realidad distinta una realidad que no vemos, una “nueva realidad o normalidad”.

Pablo: Esta canción la compusimos antes, pero parece que está hecha para este momento, justo nos habla de esto, de una nueva realidad. La canción habla de dar un cambio importante en la vida, que hay cambios y no sabemos qué va a pasar. Habla de estar en una misma ciudad pero viendo las cosas totalmente distintas, con ojos distintos a partir de lo que está pasando.

Mira aquí Baucis:
—¿Cómo definen su música?

Ephraim: tratamos de que hacer una propuesta novedosa, en un principio no sabíamos a qué género estamos enfocados, pero descubrimos que era más hacia el art-rock. Tenemos diversas influencias de todos nosotros, desde música clásica, folk, jazz y obvio el rock alternativo que también está en nuestras venas. Aunado a las letras que escribe Pablo que son muy vivenciales, todo mundo ha pasado por experiencias de amor, desamor y hasta la muerte.

—¿Qué escuchan actualmente en pandemia?

Rubén: Últimamente he estado escuchando 5 piezas de Anton Webern.

Pablo: Dos bandas nacionales, Celest y Porter.

Queremos llevar este camino de experimentar, más allá de solo hacer música para ser populares

—¿Qué esperamos de “El futuro no es nuestro”?

Pablo: Musicalmente es algo con lo que estamos muy emocionados y satisfechos, sentimos que hay un crecimiento muy grande en comparación del año pasado. Es un disco que tiene dos vertientes grandes, la vida y la muerte. Por eso el título, “El futuro no es nuestro”, casi todas las canciones del disco tienen que ver con dos cosas, la muerte de familiares y amigos y el nacimiento de mi hija. Hay canciones muy positivas que hablan de la vida, de nuevas emociones y por el otro lado los temas opuestos, pero que están bien conjuntados. Es un viaje muy padre el escucharlo.

—La pandemia nos cayó muy mal, en marzo ya teníamos fechas en la agenda y planes para el resto del año pero se frenó de golpe. Mientras vamos a seguir sacando material y estamos tratando de explorar más la parte visual y darnos a conocer. “El futuro no es nuestro” ya está prácticamente listo y empaquetado, pero queremos seguir con el formato de lanzar sencillos.

—¿De dónde viene Super Flumina, qué es?

Pablo: es una locución latina, por eso no tiene acento super. Significa sobre el río o sobre los ríos. Hay una obra musical que se llama “Super Flumina Babylonis”, es un tema que se utilizó mucho dentro de la música clásica y académica por varios compositores. A nosotros nos gustó tomar sobre los ríos, haciendo referencia al río como la vida. Todas las canciones que tenemos son sobre lo que nos pasa en la vida, es lo que nos va pasando.

—¿Por qué en pleno 2020 apostarle al rock y no lo comercial como el reguetón o el trap?

Cuauhtli Maurice: Tiene ver con hacer la música que nos gusta, por eso tenemos esta dinámica y química, coincidimos más en lo que no nos gusta. Queremos llevar este camino de experimentar, más allá de solo hacer música para ser populares e ir por las masas.

Pablo: Aunque seamos pocos, estamos luchando por otro tipo de música, es fundamental en el mundo que haya variedad, no podemos escuchar o leer todos lo mismo.

Ephraim: Tal vez seríamos muy malos haciendo trap o reguetón.

—¿Qué viene para Super Flumina?

Pablo: Es difícil saberlo por la pandemia, lo que realmente queremos es tocar, y sacar el disco. Estamos atenido a como se vayan abriendo las cosas, lo que vamos a seguir haciendo es seguir componiendo, hacer música y en cuanto se pueda salir a tocar.

Escucha más de Super Flumina y sigue sus redes sociales para fechas y más noticias:

Esto también te interesa: El culto del ojo rojo.